Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Email this to someone
email
Blog

Visita a Aigues Mortes durante mis Cursos de Francés en Montpellier

  • Volver a la lista
  • Publicación anterior
  • Publicación anterior
Visita a Aigues Mortes durante mis Cursos de Francés en Montpellier

Visitar el sur de Francia, durante tu estancia para aprender francés, no solo es una forma perfecta de mejorar tú francés, sino que es una de las mejores formas de aprender historia y conocer nuevos lugares llenos de encanto. Montpellier se encuentra en la región del Languedoc, en esta región aún es posible visitar alguno de los últimos tesoros escondidos que quedan en la costa mediterránea francesa, uno de ellos, es la ciudad de Aigues Mortes, un lugar muy recomendable de visitar si vienes para realizar una inmersión lingüística en Montpellier. Aigues Mortes está tan cerca del centro de Montpellier, que podrás acercarte cualquier día de la semana tras tus clases de francés o visitarlo con más calma y detenimiento durante algún día libre, de tu estancia lingüística en Francia. Aigues Mortes es un pequeño pueblo enclavado entre tierras pantanosas y que consta de una muralla y una fortaleza, que recuerdan a escenarios más propios de Juego de Tronos, si eres fan de la serie y viajas al sur de Francia para realizar una estancia lingüística en Montpellier, este pequeño pueblo francés, es tú pueblo.

Un lugar de cuentos de hadas, durante tus cursos de inmersión en francés

Durante uno de mis intercambios lingüísticos en Montpellier, conocí a Camille, una estudiante francesa con la que hice una muy buena amistad. Fue una excelente ayuda para aprender francés, pues vivía en una residencia de estudiantes en Montpellier y constantemente quería hacer intercambios lingüísticos. Un día le propuse ir a algún lugar que pudiésemos visitar cercano a Montpellier y ella me recomendó Aigues Mortes. Así que ese fin de semana ella se ofreció a llevarme al lugar para conocerlo más de cerca.

Aigues Mortes está a escasos 20k de Montpellier y es muy accesible. El nombre de la ciudad es un nombre occitano, la antigua lengua del sur de Francia, que significa “aguas muertas”, por la cantidad de lagunas y agua estancada que hay alrededor de esta ciudad. Nada más nos acercamos por una carretera que va a través de lagunas y canales, pude observar el recinto amurallado, altísimo, y que destaca como una fortaleza, más propia de las novelas del Señor de los Anillos que de Francia.

Déjate enamorar por este pequeño pueblo medieval

Nada más llegar Aigues Mortes, me tuve que tomar una foto en una de las puertas de la muralla. El centro histórico está rodeado por muros y por altas torres, en algunas partes de la ciudad existe también un foso lleno de agua, siendo está una de las ciudades mejor conservadas de toda Francia. Justo después de cruzar la puerta, al otro lado me esperaban las encantadoras calles del centro de la pequeña ciudad.

Las calles están llenas de pequeñas casas tradicionales del sur de Francia, su decoración llena de plantas y flores recuerdan a pueblos de latitudes más meridionales. En esta zona es posible encontrar comercios donde hay toda clase de productos artesanales, desde productos típicos como; vino, queso o dulces a otros más innovadores como moda o bisutería. Por no mencionar los magníficos restaurantes que existen en su centro histórico en los cuales es posible probar los platos típicos de la región, productos como: vino, queso, crepes y algunos de los mejores tipos de panes, son solo algunos de los productos estrella de los restaurantes de la zona.

Conociendo la historia de Aigues Mortes a la vez que practicas tú francés

Una vez, entramos dentro del centro histórico, mi amiga Camille y yo nos dirigimos, a una casa museo desde donde es posible iniciar el tour, por las murallas de la ciudad. El tour es barato de realizar unos 6€ aprox. Pero si tienes carnet de estudiante o eres ciudadano de la UE entre 18-25 años la entrada es gratis, así que no tienes excusa para no realizar el tour y conocer más de cerca la historia de la ciudad. El tour consiste en un recorrido alrededor de toda la muralla. Es una excelente forma de aprender francés pues durante el recorrido hay un video que te explica el origen de la ciudad en francés o como se convirtió en el primer puerto del Reino de Francia en el Mediterráneo, o como se servía esta fortaleza como protección marítima de las aguas interiores del reino y como cobraban impuestos a todas las embarcaciones que deseaban entrar y salir a las lagunas y canales interiores. Realizar la visita hará no solo que conozcáis aún más la historia de la región, sino que os hará practicar vuestras habilidades adquiridas en clases de francés. Cuando realizas este tour es posible sacar fotos panorámicas de la ciudad y de la región que son realmente increíbles.

Finalmente volvimos a casa por la tarde, tras recorrernos toda la ciudad y sus murallas y haber visitado unas cuantas tiendas, donde compré algo de embutidos regionales, para llevar a mi familia cuando termine mi inmersión lingüística en Francia. Al llegar a casa tuve la sensación de haber estado en un lugar mágico, que se encuentra a tan solo 20 minutos de la casa de acogida de Montpellier en la que resido durante mis cursos de francés. Si eres un fan de las novelas medievales, de los caballeros, reyes e historias fantásticas, no puedes no visitar Aigues Mortes durante tu estancia de Frances en Francia.